Email Marketing: ¿Qué es un rebote duro?

Todo lo que necesitas saber sobre los rebotes duros y sus causas

Hoy eMailChef Academy, el blog experto en email marketing, le ayuda a aclarar un término muy común: “rebote duro”. Es probable que lo haya escuchado al hablar sobre los resultados o las estadísticas de una campaña de correo electrónico.

¿Qué es un rebote duro también llamado hard bounce?

Cada vez que envía sus emails, o ya sea sus newsletters, algunos pueden ser rechazados por el servidor del correo del destinatario. Esto es a lo que llamamos un rebote o un correo electrónico que no pudo llegar a la bandeja de entrada de un contacto al que se envió.  Debe saber que hay dos tipos:

  • Rebotes suaves (soft bounces), correos electrónicos que no se pueden entregar momentáneamente, debido a un problema temporal con el servidor o porque el destinatario tiene el buzón lleno;
  • Rebotes duros (hard bounces), correos electrónicos enviados que no pueden ser entregados de ninguna forma, por razones que veremos a continuación.

¿Qué causa un rebote duro?

Algunos de sus envíos podrían generar o ya han generado rebotes, y ahora se pregunta cuáles son las razones detrás de esto. Lea atentamente lo siguiente, porque estas son las causas principales:

  • una dirección de correo inexistente, tal vez porque el destinatario se registró con un error de dedo o porque es un buzón de correo electrónico antiguo que ya se ha deshabilitado;
  • el nombre de dominio no existe, por lo tanto, la parte de la dirección que se encuentra después del “@” se ha escrito incorrectamente o pertenece a un sitio que ha desaparecido;
  • el servidor del correo del destinatario ha bloqueado la entrega, esto ocurre cuando los filtros antispam del proveedor son muy elevados y podrían bloquear, a priori, los mensajes enviados desde una dirección de correo específica o dirección IP;
  • un error técnico de los servidores, un hecho que es muy extraño que ocurra, pero es bueno saber que esta posibilidad también existe.

Cuáles son los daños causados ​​por los rebotes duros y cómo evitarlos

Tener muchos rebotes duros dañará gravemente su estrategia de email marketing: a la larga, su reputación de IP se verá afectada y, si esto empeora significativamente, los servidores de correo electrónico comenzarán a bloquear sus mensajes o los enviarán automáticamente en el folder de SPAM.

Una vez que una dirección IP no se considera confiable y segura, se inserta en una lista negra, una lista virtual de remitentes etiquetados como spammers, y para eliminar su IP de esa lista es todo menos una tarea simple, e implica otros varios problemas.

¿Cómo evitar entonces que todos sus esfuerzos y su trabajo se vean afectados?

Simplemente limpie sus listas regularmente: tiene que eliminar de forma manual las direcciones de correo electrónico que causan los rebotes, o bien puede utilizar eMailChef, el software de email marketing que posee un sistema inteligente que limpia las listas de contactos de rebotes duros de forma automática.

Con eMailChef, mantener las listas de correo limpias es realmente simple: si su campaña genera fuertes rebotes, nuestro sistema eliminará las direcciones de correo electrónico que las causaron y las insertará en una lista negra, para evitar que causen más daños o que se envíen nuevamente.

En conclusión

Un rebote es un mensaje enviado que el destinatario nunca recibirá, ya sea porque su dirección de correo electrónico contiene un error o por razones técnicas.

Para evitar que su dirección IP caiga en una lista negra por causa de un alto número de rebotes, debe limpiar sus listas de contactos de forma cíclica. Si no desea hacerlo manualmente, y perder horas de su tiempo, confíe en eMailChef: después de enviar cada campaña, nuestro software elimina automáticamente las direcciones de correo electrónico potencialmente peligrosas e inexistentes.

Con eMailChef, reducirá sus rebotes duros y podrá dedicar mucho más tiempo al desarrollo de su estrategia de email marketing.

ELIMINE LOS REBOTES DUROS CON EMAILCHEF

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *